El momento emotivo de la semana (y algo más)

Una mitad de las personas que ven Into the Wild, les da lo mismo. La otra mitad llora como una niñita. Según mi departamento de estadísticas, eso ocurre solo cuando la película termina y aparece la segunda imagen. Después de secarse las lágrimas, uno se queda pegado pensando en qué diablos hace en la vida y porqué. Esa sensación de estar perdiéndose de algo dura un par de semanas. Después de eso, uno vuelve a la rutina normal, deja de tratar de hacer las cosas mejor y de cumplir algunos sueños idiotas que tiene guardado por ahí. A lo más comenta con otras personas que vio la película “y que le pegó fuerte”. El show debe continuar.

Into The Wild

Quizás algún le diga a mi ex polola qué fue lo que me hizo llorar al ver esta película. Sí, tenía más que ver con ella, que me estaba abrazando, que con cualquier otra cosa.

Alexander Supertramp

Two years he walks the earth. No phone, no pool, no pets, no cigarettes. Ultimate freedom. An extremist. An aesthetic voyager whose home is the road.

 Señales

Si sienten que sus vidas son miserables, y que la vida se va delante de sus ojos, vean este corto. Y mañana sonrían a alguien en el metro. No con cara de pervertidos, eso sí. En serio, es fácil. Van por el metro, eligen alguna mina linda y le regalan una sonrisa enorme. Después siguen caminando. La mayoría de las veces se llevan una sonrisa coqueta de vuelta. Con eso puede bastar para alegrar la mañana.

Guía de derecha para determinar el valor de una vida

Valor de la vida

Una mujer cuya salud está en riesgo por un embarazo tardío.
Valor: Ninguno, ella sabía en qué se metía.

El bienestar de una madre y sus hijos
Valor: Ninguno, si se mueren de hambre es su culpa por ser pobres.

Doctor de abortos.
Valor: Ninguno. No es mejor que un preso condenado a muerte.

Preso condenado a muerte.
Valor: Ninguno. Matar adultos es divertido.

Bebés muriendo que podrían vivir si el estado pagara por su atención médica.
Valor: Ninguno. ¿Qué, acaso eres comunista?

Un par de células.
Valor: Infinito. En todo el cosmos, no hay nada más valioso que esto.

Domovoi

¿Han visto un pequeño ser barbudo corriendo por su casa? Según los rusos (o eslavos en general), cada casa tiene un Domovoi. Estas criaturas pueden tener cualquier forma de humano o animal, y si es bueno o malo depende del temperamento de los habitantes de la casa.

Domovoi

Como manifestación de los ancestros que es, al Domovoi hay que honrarlo de manera adecuada, dirigiéndose a él con respeto y haciéndole las ofrendas pertinentes, además de dejarle antes de ir a dormir un poco de comida para que haga sius labores con el estómago lleno. Si no se actúa así, el Domovoi comenzará a portarse mal, rompiendo cosas o despertando a la familia sin motivos. A veces se comporta de esa manera de forma espontánea, pero en tales ocasiones basta con dirigirle una ligera reprimenda para que se tranquilice.

¿Hay Domovois en los edificios de departamentos? No parece probable. De todos modos, si se trata de un pequeño ser peludo que exige ofrendas, me despierta en la noche pidiendo comida y que rompe cosas sin motivo, ya tengo uno.

Educación Pública

Guanaco

Sé que tengo pendiente escribir sobre el conflicto estudiantil, quizás lo haga antes del fin del mundo. Pero sí puedo decir que cuanto estaba en la media, hubo marchas y protestas por el alza en el precio del pasaje escolar (creo que de $80 a $120). Cuando estaba en la U, fue la primera revolución pinguina. Después de salir de la U, otro movimiento más. Lagos no hizo lo que debía, Bachelet tampoco y Piñera probablemente menos. ¿Estamos jodidos?

¡Comenta!