¿Libros sin IVA? ¿Para qué?

Chile es un país que se vuelve, en términos generales, más y más sedentario. Todo el mundo sabe la importancia de hacer ejercicio y tener una vida balanceada, pero salvo algunos pocos, la mayoría de la población tiene una nutrición poco saludable y no hace suficiente actividad física. Si hacemos algunas encuestas, la gente dirá que “no tiene tiempo” para hacer deporte o preocuparse por lo que se mete a la boca (en término nutricionales), pero la razón es simple: les da pereza y prefieren recompensas inmediatas en lugar de beneficios en el largo plazo. Es la naturaleza humana al parecer.

En alguna encuesta, los chilenos nombramos la falta de tiempo como “la falta de tiempo” como la principal razón para no leer. Es cierto que todos a veces nos quejamos porque nos gustaría que el día tuviese más horas, pero ¿es cierto que no leemos porque nuestras actividades no nos dan ni un respiro? Sabemos que en las encuestas las personas tienden a mentir cuando creen su respuesta real no es la “correcta”. Decir que no tenemos tiempo suena razonable, decir que no leemos porque no queremos darnos el trabajo de pensar suena un poco… feo. Eso significa que la mayoría de la gente miente para no quedar mal, tal como según la información recogida por el Censo 10% de los chilenos somos bilingues (Que atróh reconocer que no sabes hablar en inglés, sobre todo después de haber hecho un curso intensivo en algún instituto callampa)

Me inclino a pensar que no leemos más porque no queremos. Punto. Miren a su alrededor cuando viajen en metro o micro. ¿Cuanta gente va leyendo? Comparen ese número con la gente que está jugando con su celular o mirando por la ventana. No tenemos tiempo para leer, pero ¿no encontramos acaso tiempo para mirar el reality de Canal 13 o la teleserie nocturna, un partido de fútbol o las “noticias“? No tenemos tiempo para leer, pero si para ser uno de los países que gastan más horas por persona al mes en Facebook. Decir que no tenemos tiempo para leer es una bonita excusa (porque vivimos taaan ocupados), pero no más que eso.

Tenemos plata para que cualquiera tenga un smartphone de última generación, un televisor LCD o LED y zapatillas Adidas a la moda, pero no, para libros no nos alcanza la plata. Es fácil quejarnos por el precio, pero si cada libro costara, digamos, una luca y media menos, ¿ahí si que nos tiraríamos de cabeza a leer Crítica de la Razón pura? ¿De verdad en ningún lado venden libros baratos, de menos de tres mil pesos? De nuevo, una excusa que apesta a mentira.

Libros sin IVA
Otro imbécil tratando de cambiar el mundo con likes en Facebook. Aprovecha y combate el cáncer, el sida, el hambre y las hemorroides.

Dejemos entonces establecido que la falta de lectura no es un problema de precio, de tiempo o de accesibilidad, al menos en las ciudades, que concentran más de 70% de la población del país. Es un problema cultural: NO NOS GUSTA LEER. PUNTO. Hay personas que no leen aunque tengan acceso a libros, aunque sean gratis, y no leerán porque no les gusta. Si no tienes interés en algo no lo harás aunque sea gratis.  Leer es una actividad que requiere al menos un mínimo esfuerzo intelectual, algo que no estamos dispuestos a hacer.

Pagar menos por los libros

Hoy es el Día del Libro, y la discusión sobre el IVA vuelve a estar de moda. A mi juicio, hay un planteamiento erróneo sobre este tema, que es que para fomentar la lectura, hay que bajar el precio de los libros. Parece tener mucho sentido, ¿no? Si los libros son más baratos, más gente los podrá comprar. ¿Verdad?

Pues no.

No me malentiendan. A mí me encantaría pagar menos por los libros que me gustan y si les quieren bajar el precio, estupendo. Pero leer es un gusto adquirido que puedes o no tener. Hay acceso a libros en forma gratuita (bibliotecas escolares o públicas, o el Bibliometro, por nombrar algunas ejemplos), y aún así hay personas que no leen. Mi opinión es que hay personas que no leen aunque los libros sean gratis y se los regalen, y es simplemente porque no les gusta. Quizás no encuentran libros de su gusto, o tienen prejuicios al respecto, pero el punto es que no les gusta y ya.

Es una falacia pensar que la gente de menores ingresos no lee porque no puede comprar libros, pero sí productos tecnológicos de alto costo. También es falso que mayores ingresos significan mayores índices de lectura. Conozco familias ABC1 que no tienen ningún, repito, NINGÚN libro en la casa. Hay otro segmento de la población que tiene que alimentar a su familia con dos mil pesos, por lo que la reducción del IVA no hace ninguna diferencia en el acceso a comprar libros, tal como podrían quitarle el IVA a los Ferrari y aún así yo no podría pagar uno.

¿Es entonces una solución al problema de los bajos índices de lectura en Chile? No, no lo es. Al final los grupos que quieren eliminar el IVA a los libros son los únicos que se beneficiarán, entre los que me incluyo.

Hay otra situación que me hace pensar que eliminar el IVA de los libros no sería garantía de mayor acceso. Vivimos en un sistema que permite la libertad de precios. Ninguna editorial ni librería tiene que obligación de bajar ningún precio aunque se reduzca la carga tributaria. En el caso de publicaciones especializadas, tan solo estaríamos aumentando el margen de utilidades de algunas empresas, no facilitando el acceso. Seguro que alguno creerá que algunas librerías o editoriales bajarán sus precios para ser más competitivas, lo que haría que en general los precios tiendan a bajar, pero volviendo al mundo real, en Chile existe una demanda cautiva: la gente que compra libros es porque está dispuesta a pagar el impuesto y quien no compra libros no lo hace aunque cuesten mil pesos.

Si eliminamos el IVA a los libros por su aporte cultural al desarrollo del país, deberíamos eliminar el IVA a todas las artes: conciertos de música (desde la Sinfónica hasta la más indigna de las bandas de moda), el cine (así podremos ver todavía más películas extranjeras y no los bodrios del cine chileno), las entradas a los museos deberían ser gratis… Bonito sueño, que no ocurrirá.

Si se trata de fomentar la lectura y no de “vender más libros”, me parece que un subsidio a los eReaders es más acertado. Todo el mundo ama los juguetes tecnológicos, y usar un Kindle o Nook en el metro es lo más a la moda que hay. Si los regalan en las escuelas con mil libros precargados… tendrán a todos los niños leyendo, se los aseguro. Claro, los viejos no pueden imaginar el potencial de entregarle tecnología a los niños, porque no pueden imaginar las cosas de un modo distinto a como las vivieron. ¿Tienes una idea concreta mejor para estimular el hábito de la lectura? Compártelo en los comentarios.

Escrito por Boolture

9 Comentarios en “¿Libros sin IVA? ¿Para qué?

  1. Paola Responder

    Abril 23, 2013 at 6:35

    Como siempre, todo parte de la educación que te dieron en casa o tu círculo cercano y los incentivos adecuados.
    Si jamás leiste, pero alguien te guía o por alguna razón quieres profundizar un tema o porque realmente te das cuenta que debes leer o serás un mediocre, lo harás. Siempre hay medios para conseguir cualquier (buen)libro.
    El reducir el IVA solamente es un beneficio para quienes ya compran libros o deben comprarlos, no es un incentivo.
    Supongo que quienes acceden a un libro electrónico son los mismos ávidos lectores que simplemente prefieren un nuevo formato (y/o aprovechan los ebooks gratuitos).

    • Boolture Responder

      Abril 24, 2013 at 2:16

      Supongo que quienes acceden a un libro electrónico son los mismos ávidos lectores

      Discrepo. Creo que hay un interés asociado a los productos tecnológicos, y creo que más gente leería porque está en un formato que encuentran más atractivo. Pero es mi opinión nada más.

      • Paola

        Mayo 7, 2013 at 2:12

        Discreparía contigo pero necesito información. Debe existir alguna estadística por ahí pero me da lata buscarla.
        Estamos de acuerdo en lo básico, cambiar el IVA no fomentará sustancialmente la lectura entre quienes no leen.

  2. otrotipomas Responder

    Abril 23, 2013 at 10:02

    El precio no es algo menor. Un libro universitario cuesta 70 mil.
    Anda a pagar eso por un libro que usaras por 3 meses.

    Una novela de mierda (alguna teleserie nacional, quiza) cuesta 30 mil.
    Y estas pagando 30 mil por un libro que solo vale la pena leer 1 vez.

    Si ganas 2 palos al mes, 30 mil es nada. Pero si vives al dia, con sueldo minimo, y una que otra deuda 30 es mucho.

    TLDR: Un libro que sirve, cuesta mas de 50. Un libro para entretencion, cuesta mas de 20.

    ———————————————————————————————————————
    Se te olvida que los libros se deterioran y pierden valor por leida.

    Supongamos un libro cuesta 20 mil, y que la gente lee 1 libro cada dos meses.

    Luego para leer la gente gastaria 120 mi al año.

    En cambio un celular ‘caro’ sale 100 mil. Y dura facil 2 años.
    Luego estas pagando 50 al año.

    Y puedes revender al 70 % del valor. Luego el costo al año del celular no es mas que 15 mil.

    ¿Cuanto te costo leer 6 libros ? 120 mil !
    ¿Cuanto te costo usar un celular 1 año? 15 mil ! !

    TLDR Conclusion : Leer 1 libro al año sale mas caro que comprar un celular (‘caro’).

    Recuerda que cuando vives al dia, casi todo se paga a credito y se llega a fin de mes haciendo malabares con tu sueldo.

    Por eso tiene mas sentido considerar como te afecta la compra entre 10 meses o un año que solo el momento de la compra.
    —————————————————————————————————————-

    ¿Que creo? que hay que copiar el modelo argentino,

    Se suvenciona a las editoriales y no se cobra impuesto para cualquier etapa de la produccion. (creo que se llamaba ley de fomento a la lectura o algo asi).

    (Por ejemplo, no hay que pagar impuestos para importar imprentas desde el extranjero)

    Esto causo que existan cientos de editoriales en argentina, lo que junto las otras medidas, bajo los precios mucho.

    Ademas tienen mas del doble de bibliotecas por numero de habitantes. (Y una buena biblioteca ayuda harto).

    El iva igual cero es solo la guinda de la torta. Por si mismo es bueno, pero estoy de acuerdo que no arregla el problema de fondo.

    Saludos !

    • Boolture Responder

      Abril 24, 2013 at 2:10

      Agradezco tu comentario. Pero creo que los datos que usas son muy poco realistas.

      Hay libros de 20.000 y más, por cierto, pero también hay libros de precio mucho menor. Pongo un ejemplo, una librería de Santiago Centro (No recuerdo el nombre exacto, cuando lo tenga actualizaré) vende novelas, ensayos y literatura universal por $3.000 cada tomo. Es decir, puedes llevarte Ben Hur, El Quijote y El Conde de Montecristo por $10.000, y aún te sobra para un mote con huesillos (grande). ¿Cual es el precio promedio de una novela? Calculo que entre $8.000 y $10.000, la mitad de lo que planteas. En las librerías TXT también tienen “la promo” de 3 libros por $10.000.

      Segundo, un celular de $100.000 es en realidad de gama media (uno “caro” cuesta $250.000 o más) que en el caso de las familias de menos ingresos se compra en cuotas. Digamos que el valor total es de $120.000, después de intereses. Siendo francos, ¿quien compra un teléfono de gama media con dos años de uso por $70.000 (que es el precio de reventa que indicas). Me inclino a pensar que casi nadie, porque por el mismo valor te llevas uno nuevo y mejor. No existe un gran mercado de reventa de celulares usados, y por cierto no todas las personas que revenden el suyo pueden esperar recuperar demasiado del valor inicial. Si todo el mundo lo hiciera, el precio bajaría muchísimo por el exceso de oferta.

      Tenemos entonces que bajo condiciones más realistas leer un libro al mes cuesta $40.000 al año (comprando libros de 3x$10.000, un precio razonable a mi juicio), mientras que el celular de mediana categoría cuesta $60.000 al año… ¡Sin siquiera considerar el costo de las llamadas o plan de datos! una persona que gasta $120.000 en un celular, ¿Gastará un promedio de $5.000 al mes en llamadas? (No hay planes tan baratos, estoy considerando una tarjeta de prepago). Eso son $60.000, para un total de $100.000 al año.

      $100.000 al año por un producto de uso individual y que debes reemplazar, por $40.000 al año por un producto de uso colectivo, que puedes reutilizar, prestar o guardar para más adelante. Creo que no parece tan mal negocio comprar algunos libros de vez en cuando.

      Si consideras que es más importante tener un celular que un libro tenemos criterios y prioridades muy diferentes.

      ———–

      Pasando al tema de Argentina, también hay que considerar el tamaño del mercado. Argentina tiene el doble de población que Chile, si las cifras de lectura fueran parejas habría entonces el doble de lectores, por tanto existe mercado más grande para editoriales, librerías e imprentas. Entiendo que en Argentina se lee un poco más per cápita que acá, entonces tienes la fuerza de los números: Más personas que leen más, no simplemente “precios más bajos”.

  3. Asterisca* Responder

    Abril 24, 2013 at 2:28

    A continuación, mis pensamientos azarosos:

    Yo creo que leo bastante, pero no tantos libros. Confieso que leería más libros antes de dormir si tuvieran espiral xD (aunque no es muy ecológico…).

    Recuerdo cuando mi madre organizaba ferias del libro usado en el que era mi colegio. Pero, al tercer año, los apoderados decidieron transformarla en feria de las pulgas xD. Es tragicómico. Al pueblo le gustan más las pulgas y los cachureos…

    En mi mundo perfecto, las artes serían gratis. Todas. Pero se me acabaría el espacio antes de terminar de nombrar todas las complicaciones que traería hacer eso en este mundo real.

    Y es un placer pasear por las inmensas librerías bonaerenses (bonairinas!) con unos precios que dan gusto!

  4. macka Responder

    Mayo 1, 2013 at 9:15

    Si le quitamos el IVA a los libros los beneficiados seriamos nosotros los lectores, pero eso no es algo malo, por ejemplo a mi realmente me afecta el valor, amo los libros, pero ganando el mínimo y con cuentas a fin de mes debo prácticamente juntar dinero dos o tres meses para comprar un libro. Si, perfectamente podemos encontrar libros desde los mil pesos hacia arriba, pero no siempre es un libro que nos guste, a veces el libro que deseamos o necesitamos leer no es tan barato como quisiéramos, como ejemplo el primer año de estudios me pidieron un libro que aquí en Chile usado lo puedes comprar por 70 mil pesos y en argentina (por casualidad supe el valor) cuesta 21 mil pesos. Si quitamos el IVA no bajaran dramáticamente los valores, pero si nos ayudaría a los que les gusta leer y les cuesta un poco mas comprarlos.
    Estoy totalmente de acuerdo de que baje o no algunos seguirán sin leer por que no les interesa, por que prefieren un celular o un LCD para ver teleseries, o estar pendientes de la vida de otros, que de activar su imaginación y tomar un libro para desarrollar su vocabulario, estimular el cerebro, etc. Si queremos hablar de el habito de la lectura, no todos lo tienen, pero una baja en los precios acompañado por un proyecto que incentive a las personas a leer, ayudaría mas, que dejando el IVA tal como esta.
    Si no se educa con un enfoque hacia la lectura tendremos día a día mas niños, jóvenes y adultos, adictos a la tecnología y poco interesados a los simples placeres de la vida.

  5. Paulina Riquelme Responder

    Mayo 1, 2013 at 10:39

    Muy interesante tu propuesta, de verdad, pero, ¿es necesario tratar de imbécil a quien piensa de otra forma?, ¿qué tal si mejor tratas a la gente con algo de respeto?

  6. Seba Responder

    Junio 3, 2013 at 8:31

    este análisis es el más estúpido que he leído. Saludos!

¡Comenta!